SENDOS BRONCES EN EL MUNDIAL DE MAURICIO

152

Se desarrolló el Mundial Juvenil de Beach Handball con un buen rendimiento de los seleccionados nacionales que integran el Programa Buenos Aires 2018. En ambas ramas, alcanzaron subirse al tercer escalón del podio. Los varones ganaron 2-1 ante Rusia en tanto que las mujeres doblegaron a Portugal por idéntico marcador.

Enorme tarea de los seleccionados argentinos en una disciplina en pleno desarrollo en nuestro país. El Campeonato Mundial Sub17 se disputó en la República de Mauricio, África. En el partido que definió el último lugar en el podio, ambos equipos consiguieron la victoria y finalizaron en el tercer lugar.

El equipo masculino alcanzó una trabajosa victoria ante su par de Rusia por 2-1 con parciales de 14-18, 18-16 y 8-5. Por su parte, las mujeres alcanzaron el mismo éxito, en su caso ante Portugal, con el resultado de 2-1 con parciales de 24-23, 16-19 y 8-2. Así cerró la primera edición del Mundial de Beach Handball, con chicos surgidos del ProHand y que integran el Programa Buenos Aires 2018. La meta eran los cuartos de final y superaron totalmente esas expectativas.

Cabe recordar que por las semifinales, el seleccionado masculino cayó 2-0 ante los españoles con parciales de 15-22 y 15-18. El equipo femenino perdió por el mismo resultado ante Holanda, con parciales de 19-28 y 14-22.

Es la primera vez que nuestros seleccionados suman medallas ya que mejoraron el Mundial Indoor Juvenil de Bahréin este mismo año, cuando alcanzaron el cuarto puesto. Entre otras grandes noticias, Julián Santos y Gisella Bonomi fueron elegidos como mejores pivots del torneo e integraron el equipo ideal del Mundial. España derrotó a Italia en la final y se quedó con el título en la rama masculina, en tanto que Hungría se quedó con el título entre las mujeres luego de vencer a Holanda, ambos en shoot out.

Fotos: IHF/Stephane Pillaud