LAS PERFORMANCES NACIONALES EN BAHAMAS

86

La ciudad de Nassau fue sede del Campeonato Mundial Junior de Judo. Una importante delegación de seis judocas partió a esas tierras para competir en el máximo nivel. Víctor Gonzélez fue quien logró una victoria albiceleste.

Los judocas argentinos llegaron a Nassau, en una cita compleja y de enorme nivel internacional. En la categoría -81 kg., fue Víctor González quien logró superar a su primer rival. Le ganó al local Bootle por ippon y accedió a la ronda de 8vos. de final, en donde se vio superado por el canadiense Arencibia, quien había conquistado el bronce en el Panamericano U21 de este año. De esta manera, el tucumano se despidió del certamen.

Agustina De Lucía fue campeona sudamericana juvenil, pero le tocó un sorteo complicado y se vio frente a frente con la holandesa Sanne Vermeer, quien ostenta el subcampeonato mundial de la categoría. En los -63 kg. fue caída por ippon y cerró en el 17° lugar.

En cuanto al resto de los argentinos, Minoru Tamashiro (-66 kg) cayó por ippon en el estreno ante el canadiense Jacob Valois y culminó 17° en el Mundial. Mismo destino para Agustina Lahiton (-48 kg.), quien cayó ante la alemana Ballhaus. Además, siempre en el debut, Carlos Maldonado (-66 kg) perdió ante el georgiano Papinashvili, mientras que Ignacio Freggiaro (-60 kg) no logró superar al ruso Ibragimov.